Picassent rinde homenaje al voluntariado de la Covid 19

Con la entrega de una placa conmemorativa y un agradecimiento público institucional, el Ayuntamiento ha homenajeado a las personas, asociaciones y empresas en un acto en el que la solidaridad con mayúsculas fue la gran protagonista.

La explanada de la Ermita, epicentro de la celebración de las Fiestas Mayores, ha acogido este fin de semana, un acto homenaje al voluntariado que durante el estricto confinamiento, que se inició en marzo de 2020, brindó su colaboración de manera altruista para trabajar por el bienestar de los vecinos y vecinas del municipio. 

Durante el homenaje se hizo un reconocimiento a la tarea incansable de los servicios esenciales, a las empresas y el tejido comercial del municipio que demostraron su valor humano poniendo a disposición sus recursos, y a los colectivos y asociaciones que consiguieron que gracias a tantas personas que forman parte de ellos, los efectos de la ayuda crecieran de manera exponencial. 

“Este acto es un deber que teníamos como pueblo; era necesario dar las gracias a las personas que en una crisis sanitaria, como la que estamos sufriendo, han dejado de lado el miedo, se han remangado y se han puesto a trabajar por Picassent dando lo mejor de sus capacidades para ayudar a sus conciudadanos”, afirma el concejal de Participación Ciudadana, Salvador Morató.

Así, entre otras acciones, fue posible la confección y reparto de mascarillas, el suministro de pantallas protectoras, la donación de reparto de comida a las personas y familias más vulnerables, el llevar la compra y los medicamentos a las personas mayores, así como también que los niños y las niñas que cumplieron años durante el confinamiento recibieran una felicitación muy especial por parte de Protección Civil. 

“Está claro que la unión hace la fuerza y que toda coordinación es importante pero sin el empuje de todo un pueblo volcado con una gran dosis de solidaridad, todo esto no hubiera sido posible”, afirma la alcaldesa, Conxa García. 

Por otro lado, también hubo tiempo para los que ya no están. Así, uno de los momentos más emotivos fue cuando la alcaldesa hizo una mención para recordar a las 61 personas, vecinos y vecinas, que han muerto a causa de la Covid 19, a las cuales, se les recordó con una suelta de palomas, a cargo de los representantes de los Colombaires de Picassent. 

Tanto al inicio como al final del homenaje se contó con la actuación del quinteto de viento, Asensi’s Brass, formado por músicos valencianos pertenecientes a la Orquesta de Radiotelevisión Española y entre cuyos componentes se encuentra el picassentino José Chanzá.

Deixa el teu comentari